5 ideas de juguetes para perros que puedes hacer en casa

Si eres dueño de un perro, sabes lo importante que es mantenerlo activo y entretenido. Los juguetes son una excelente manera de satisfacer la necesidad de tu perro de jugar y explorar. Sin embargo, no todos los juguetes tienen que ser comprados en la tienda. De hecho, puedes hacer tus propios juguetes para perros en casa con materiales simples y baratos. En este artículo, te presentamos una lista de ideas innovadoras de juguetes caseros para perros que son fáciles de hacer y divertidos para tu mejor amigo canino.

Juguete trenzado de camisetas viejas

En lugar de tirar tus camisetas viejas, ¡úsala para hacer un juguete trenzado para tu perro! Toma tres o cuatro camisetas viejas, corta en tiras y luego ajústalas en un nudo fuerte. Después de asegurar el nudo, trenza las tiras y ata el otro extremo. ¡Tu perro tendrá horas de diversión masticando y tirando de su nuevo juguete!

Juguete de calcetines

El siguiente juguete es uno de los más simples en la lista. Toma un calcetín viejo que ya no uses y envuelve una botella pequeña vacía con él. Asegura el calcetín en su lugar con un nudo y ¡listo! Este juguete no solo es fácil de hacer, sino que también ayuda a mantener limpia la boca de tu perro mientras juega.

Pelota de tenis para perros

Los perros aman las pelotas, y ​​las pelotas de tenis son una excelente opción para un juguete casero para perros. Simplemente toma una pelota de tenis y haz un pequeño agujero en ella. Después, llena el agujero con golosinas o premios. Tu perro disfrutará de horas de juego mientras trata de obtener las golosinas del interior.

Juguete de cuerda

Un juguete de cuerda es otro juguete clásico que puede ser fácilmente hecho en casa. Simplemente compra una cuerda de cáñamo o algodón trenzada, corta en la longitud deseada, y anuda los extremos. Puedes usar este juguete para jugar juntos con tu perro o dejar que se lo coma por si solo.

Botellas de plástico recicladas

Otro juguete simple y fácilmente construible para tu perro son las botellas de plástico recicladas. Absolutamente, cualquier botella de plástico vieja puede servir, incluso las botellas de refrescos. Solo tienes que llenar la botella con algunos bocadillos o golosinas y déjalas jugar. Asegúrate de usar una botella resistente, y no dejes a tu perro jugar con una botella de plástico desgastada que pueda ser peligrosa para él.

La clásica pelota y el calcetín

Debido a su simplicidad, el juguete de pelota y calcetín es una de las opciones más populares para los propietarios de perros que buscan juguetes caseros. Simplemente toma una pelota y, luego, mete la pelota en un calcetín. Anuda el calcetín, y tu perro tendrá un nuevo juguete para morder y masticar durante horas.

Juguete Kong de mantequilla de maní

El Kong es un juguete popular para los dueños de perros. Está hecho de goma resistente y es perfecto para perros que gustan de usar sus dientes y muelas. Puedes hacer un juguete Kong mucho más interesante para tu perro simplemente rellenándolo con alimentos, como la crema de cacahuate. Una vez que hayas llenado el Kong, déjalo en el congelador durante un par de horas para que la mantequilla de maní se solidifique. Tu perro disfrutará horas de juego y sesiones de masticación para obtener ese premio congelado en su interior.

Juguete de tela de rizo

Si tienes tela de rizo de algodón sobrante, puedes usarla para hacer un juguete para tu perro. Simplemente corta una tira de un trapo de rizo, tuerce la tira hasta que esté lo más apretada posible y átala en un nudo en ambos extremos. Este tipo de juguete es especialmente útil para los perros que aman masticar y rasgar cosas.

Juguete de trampa de golosina

Este juguete requiere un poco más de trabajo, pero los resultados valen la pena. Toma un tubo de PVC y corta en secciones de unos 3 cm de largo. Lija los bordes para que queden suaves y encajen. Luego, corta agujeros pequeños en el tubo y coloca golosinas pequeñas en su interior. Una vez que las golosinas estén dentro, cierra las trampas con corchos de vino. Este juguete es muy atractivo para los perros, ya que les encanta la idea de «atrapar» las golosinas.

Nota final

En resumen, hacer juguetes caseros para perros es fácil y económico. No solo ayudará a mantener a tu perro activo y entretenido, sino que también te dará la oportunidad de ser creativo y divertirte haciendo estos juguetes. Ofrecerle algo nuevo a tu perro es una forma maravillosa de fortalecer tu relación con él. Esperamos que estas ideas te hayan inspirado y que tu perro esté disfrutando de su nuevo juguete casero.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *